Seryes, 40 años trabajando por un modelo económico y financiero más justo desde el sector asegurador

Seryes, 40 años trabajando por un modelo económico y financiero más justo desde el sector asegurador

Artículo publicado originalmente en Valor Social

De David Sánchez Humanes, Director General de SERYES

A principios de los años 80, las incipientes cooperativas madrileñas se enfrentaban a múltiples obstáculos para asentarse en la región. Entre las dificultades, el desconocimiento por parte de las aseguradoras de las peculiaridades del modelo de propiedad cooperativo y sus necesidades dificultaba enormemente que estas entidades pudieran dar cobertura a sus riesgos de una forma adecuada y con un coste accesible.

Fruto de esta necesidad, un grupo de personas se unieron para dar respuesta a través de la negociación colectiva y la compra en grupo de seguros. De esta forma, en 1984 Seryes nació bajo la fórmula cooperativa como una correduría dedicada a la mediación entre el tercer sector y las compañías aseguradoras.

Sin embargo, la legislación continuó complicando el avance del modelo cooperativo, y esa situación no cambió durante la década. Así, el Real Decreto Legislativo 1347/1985 del 1 de agosto obligó a todas las corredurías que quisieran operar en territorio nacional a cambiar su forma jurídica a la de una sociedad participada por acciones. Por ello, y para poder continuar dando servicio al sector cooperativo, Seryes se vio obligada a transformarse en una sociedad anónima, manteniendo la estructura interna propia de una cooperativa.

Impulso a la Economía Social

En estos cuarenta años se ha producido una evolución del ecosistema de la Economía Social. Muchas de las antiguas cooperativas industriales desaparecieron, y, en paralelo, surgieron otras nuevas centradas en la construcción, las energías renovables, la educación y los cuidados. Surge un nuevo concepto que pretende ir un paso más allá en los principios cooperativos, implicando a toda la sociedad: la Economía Social y Solidaria. La crisis económica que se inició en 2008 barrió buena parte de las empresas y el empleo del país y, ante esa coyuntura, las cooperativas mostraron una resiliencia extraordinaria. Esa capacidad de adaptación llamó la atención de las autoridades europeas, que han incluido el impulso a la Economía Social entre sus prioridades por su potencial para acercarnos al cumplimiento de los objetivos de la Agenda 2030.

Seryes ha acompañado a estas entidades durante todo este proceso, fortaleciendo en el camino sus vínculos con el Tercer Sector. Hemos establecido alianzas con los principales representantes del sector: a nivel autonómico tenemos acuerdos con FECOMA y FAECTA, que aglutinan a las cooperativas de Madrid y Andalucía, respectivamente; a nivel estatal colaboramos con ASALMA, que representa a las sociedades laborales en todo el territorio, y somos parte de Reas Red de Redes, que une a todas las entidades de la Economía Social y Solidaria.

Impulso de un sistema financiero justo

Nuestro nacimiento y evolución han ido de la mano de la Economía Social. Durante ese camino, hemos sido cada vez más conscientes de la necesidad de impulsar otro modelo económico en el ámbito financiero. La crisis de 2008, que puso de manifiesto las consecuencias de las malas prácticas que se habían dado en el sector, nos llevó a trabajar para que los mismos principios que guían a la Economía Social puedan aplicarse a las entidades aseguradoras.

Así, junto con la cooperativa Arç Cooperativa, pusimos en marcha en 2013 CAES, un proyecto de intercooperación para promover el seguro ético y solidario, y fuimos acreditados en 2014 con el sello EthSi de Seguros Éticos y Solidarios.

El sello EthSi, otorgado por el Observatorio de Finanzas Éticas, valora la adecuación de un conjunto de criterios observables y medibles, con el fin de dar transparencia al mercado asegurador, y que los usuarios de estos servicios tengan la garantía de que van a recibir información clara y veraz, así como que el dinero de sus pólizas será gestionado de forma ética y no contribuirá a financiar empresas o sectores que tengan un impacto negativo en la sociedad, los derechos laborales o el medio ambiente.

La evaluación para obtener el sello incluye una auditoría sobre las inversiones, la responsabilidad social y ambiental, la estructura societaria y los mecanismos de toma democrática de decisiones y la existencia de un comité ético que las supervise, la política laboral y de transparencia, y ser usuario de servicios de banca ética. El resultado final del informe permite al usuario final de los servicios aseguradores obtener una imagen fiel de la responsabilidad social corporativa de la entidad en quien deposita su confianza.

Como ya adelanta la evaluación del sello EthSi, el sector asegurador está íntimamente ligado al sector bancario: ambos son depositarios de los ahorros de sus clientes, y con su política de inversiones tienen un impacto directo en el modelo económico. Por ello, en Seryes no queremos ser simplemente usuarios de banca ética, si no que somos socios de referencia de Fiare, y participamos en Coop57 y FonRedess. También, y a través de Caes, participamos en la Mesa de las Finanzas Éticas, un proyecto para impulsar un cambio hacia un modelo financiero más ético.

Cuando pensamos en el futuro, tenemos un objetivo claro: que la adopción de los principios de responsabilidad socioambiental y gestión ética no sean una excepción en el mercado asegurador, si no que sean la norma. Tenemos por ello una ardua tarea por delante, y la certeza de que cada vez son más las personas dispuestas a reclamar a las empresas un alineamiento con sus valores. El camino es largo, pero prometedor.

Entrevista a CAES, entidad colaboradora de Idearia2024

Entrevista a CAES, entidad colaboradora de Idearia2024

Artículo publicado originalmente en Economía Solidaria

¿Qué es CAES?

CAES, Cooperación para el Aseguramiento Ético y Solidario, es un proyecto de intercooperación de las corredurías SERYES y Arç Cooperativa para fomentar e impulsar el seguro ético y solidario en la economía social y solidaria.

Ambas corredurías disponemos del sello EthSI (Ethical and Solidarity Based Insurance), una certificación de gestión ética y solidaria del sector asegurador.

Defendemos que la cooperación y el trabajo en red con las redes de economía solidaria es la mejor manera de promover unos seguros basados en la transparencia, la responsabilidad social y ambiental y unas inversiones sostenibles y responsables.

¿Por qué un seguro ético y qué tipos de opciones existen?

Desde CAES entendemos el seguro ético y solidario como un instrumento social basado en tres principios: la mutualidad, la equidad y la transparencia.

En otras palabras, el seguro debe ser un instrumento colectivo al servicio de la comunidad y asequible para todas las personas. Además, debe partir de un pacto entre iguales, sin abusos ni cláusulas injustas, discriminatorias o ambiguas.

Es importante recordar que el seguro ético y solidario reporta unos beneficios sociales que deben aflorar e introduce en el mercado asegurador las prácticas propias de la finanza ética.

Gracias al sello EthSI, cuando una cooperativa, organización o empresa de la economía solidaria contacta con nosotras, sabe que nuestras prácticas socioempresariales están alineadas con los valores de la economía solidaria. Además, siempre priorizaremos productos aseguradores de entidades y compañías aseguradoras que también dispongan la certificación EthSI.

¿Cómo contribuye CAES y los seguros éticos a la Economía Solidaria?

Desde CAES trabajamos para que el seguro forme parte de un sistema integral de las finanzas éticas, al lado de la banca y el crédito. Por este motivo, somos parte activa de la Mesa de las Finanzas Éticas de REAS Red de Redes.

El seguro ético forma parte de la estrategia de articulación del mercado social y de nuestra apuesta por una economía que sitúe a las personas, las comunidades y los ecosistemas al centro. Se trata de una herramienta más para consolidar un ecosistema financiero democrático, horizontal y participativo que esté al servicio de la transformación social y ambiental.

Habéis colaborado con la organización de Idearia porque….

Esta no es la primera vez que colaboramos con Idearia o con otros encuentros impulsados por las redes de economía solidaria. Entendemos que eventos de este tipo son imprescindibles para poder compartir aprendizajes, conocernos más allá de la pantalla y generar dinámicas que repercutan positivamente en la economía transformadora.

Al fin y al cabo, el seguro ético y solidario es una herramienta que nos permite cultivar las redes de economía solidaria. Por lo tanto, estamos encantadas en movilizar recursos financieros para ayudar a hacer posible un encuentro como Idearia, que, además, en esta edición se centrará en el trabajo digno, uno de los pilares de la economía solidaria y de nuestro proyecto de intercooperación.

Éxito del fórum de la vivienda cooperativa en cesión de uso

Éxito del fórum de la vivienda cooperativa en cesión de uso

Más de 600 personas asistieron al primer Fórum para la vivienda cooperativa en cesión de uso que se celebró los días 26 y 27 de noviembre en Barcelona. Con el lema «La vía cooperativa por el derecho a la vivienda», el Fórum fue un punto de encuentro entre grupos y proyectos de vivienda cooperativa para conocer experiencias, mostrar buenas prácticas, abordar retos de financiación, normativos y de acceso a suelo de los proyectos.

El encuentro, organizado por la sectorial de vivienda cooperativa en cesión de uso de la Xarxa d’Economia Solidària de Catalunya (XES), Habicoop (la Federació de Cooperatives d’Habitatges de Catalunya) y REAS Red de Redes, ofreció talleres, charlas y debates para fortalecer las redes del movimiento. Participaron medio millar de personas entre proyectos, grupos, equipos técnicos y personas de perfil técnico y político de distintas administraciones públicas de todo el Estado español

Desde CAES, una de las entidades que hemos colaborado económicamente para hacer posible el Fórum, participamos de las distintas actividades del fin de semana. Defendemos que el seguro gestionado éticamente es una herramienta clave para la materialización de los proyectos de vivienda cooperativa en cesión de uso.

Foto: XES

Firma de la Declaración de Barcelona

La jornada del viernes, especialmente destinada a personas técnicas y cargos de administraciones públicas, terminó con la firma de una declaración que recoge una serie de medidas a impulsar por diferentes administraciones locales, autonómicas y estatal para promover la vivienda cooperativa en cesión de uso. El Consejero de Territorio de la Generalitat de Catalunya, Juli Fernández, y Ada Colau, la Alcaldesa de Barcelona y presidenta de la Red de Municipios de la Economía Social y Solidaria (XMESS) encabezaron la firma de la declaración.

Las administraciones firmantes de la Declaración de Barcelona se comprometen a trabajar por los siguientes objetivos:

  • Desarrollar políticas públicas específicas para el cooperativismo en cesión de uso. 
  • Impulsar modificaciones legales para blindar el modelo de manera permanente. 
  • Ceder suelo y patrimonio público e impulsar la captación de suelo y patrimonio. 
  • Promover líneas de financiación y establecer bonificaciones fiscales. 
  • Crear líneas de garantía para facilitar el acceso a la financiación privada, especialmente para la banca ética o cooperativa.
Foto: XES

Una fórmula entre el alquiler y la compra que promueve el mercado social

La vivienda cooperativa en cesión de uso es un modelo con características de la propiedad privada y el alquiler. La cesión procura la estabilidad a las personas que habitan las viviendas y facilita una mayor accesibilidad y movilidad sin cargas financieras. Esto se consigue gracias a una propiedad colectiva de la propiedad sin ánimo de lucro.

Todo esto impide la especulación y contribuye a crear un parque de vivienda más asequible a largo plazo. Se basa en la aportación de un capital inicial por parte de las personas socias de alrededor de un 20% de la promoción, retornable en caso de salida del proyecto, y un canon mensual asimilable al alquiler, pero muy por debajo de los precios de mercado.

Además, la vivienda cooperativa en cesión de uso está demostrando ser un motor del mercado social, ya que muchos de los proyectos fomentan la contratación de servicios en las cooperativas de la ESS.

Foto: XES
Se crea el mercado social en Alicante, Castellón y Valencia

Se crea el mercado social en Alicante, Castellón y Valencia

Más de 20 entidades valencianas de la Economía Social y Solidaria (ESS), en su mayoría pertenecientes a REAS PV, han establecido las bases para la creación del Mercado Social, que entrará en pleno funcionamiento en el 2017. El objetivo es construir un espacio de consumidoras proveedoras y distribuidoras, donde la ciudadanía pueda ejercer la opción de consumo con compromiso social. “El Mercado Social es una red de producción, distribución, consumo de bienes, servicios y aprendizaje común”, explica Salvador Pérez, portavoz de REAS PV. “Funciona con criterios éticos, democráticos, ecológicos, solidarios e inclusivos. Está constituido tanto por empresas y entidades de la economía solidaria y social como por consumidores/as individuales y colectivos”. mercado_social1 En la actualidad ya forman parte de la Red de Economía Alternativa y Solidaria (REAS) las siguientes 19 entidades valencianas: Patim, Mar de Fulles, Avocam, Caleidoscopi, Cerai, Del camp a la taula, Ecollaures, El rastrell, Enclau, Joambtu,  La tenda de tot el món, La repartidora, Los sueños de la hormiga roja COOP V, Setem PV,  Un piso adelante, Corazón Verde, Proyecto Lázaro, La Camperola y Proyecto Altur.
Más de 100 organizaciones hacen balance en Cataluña

Más de 100 organizaciones hacen balance en Cataluña

Más de 100 organizaciones de la economía solidaria han participado en la nueva edición de la campaña de Balance Social, la herramienta de responsabilidad social que promueve la Xarxa de Economía Solidaria de Cataluña (XES).

El Balance social tiene dos grandes utilidades: la primera, realizar una evaluación interna a través de la cuál las empresas y entidades tienen una idea en conjunto de sus aportaciones, insuficiencias, asi como  objetivos de mejora. La segunda, es una herramienta de comunicación externa, para difundir la responsabilidad social de la economía solidaria, tanto globalmente en el sector como en cada organización.

Existen muchos modelos de balances sociales. Las entidades miembros de la XES siguen un modelo  propio, operativo, sencillo, abierto, participativo, periódico y universal. En este documento se evalúan siete grandes ámbitos, mediante diversos indicadores: democracia, igualdad, sostenibilidad, participación comunitaria, calidad laboral, calidad profesional, compra e inversión ecosocial.